Renunció el Presidente del Partido de Lacalle Pou: Confesó apretar fiscales en una causa por pedofilia

Fecha:

Las conversaciones revelaron que Pablo Iturralde había buscado que la investigación contra Gustavo Penadés la encabezara una fiscal amiga. El senador está siendo investigado por abuso sexual de menores.

El presidente del directorio del Partido Nacional (PN), Pablo Iturralde, presentó su renuncia al liderazgo del partido luego de que saliera a la luz que gestionó el blindaje del ex senador blanco Gustavo Penadés en la Justicia.

Según lo trascendido, Iturralde quería que la causa que investiga a Penadés por múltiples delitos sexuales quedara en manos de la fiscal Alicia Ghione por ser su “amiga” de “gran confianza”. Esto se supo a partir de una serie chats entre Iturralde y Penadés de marzo del año pasado difundidos este jueves por el semanario Búsqueda de Uruguay.

Luego de la denuncia pública del exmilitante nacionalista travesti “Romina” Celeste Papasso el 28 de marzo en el programa Hacemos Lo Que Podemos, el entonces fiscal de Corte, Juan Gómez, resolvió iniciar una investigación de oficio e inicialmente la fiscal designada fue Mariana Alfaro. No obstante, la magistrada presentó un recurso administrativo en el que planteaba que entendía que el caso no correspondía a su turno.

El 30 de marzo, Iturralde le envió un enlace a Penadés de una noticia sobre la decisión de Alfaro. En otro mensaje, el dirigente nacionalista escribió: “Esta es una gran HDP. Fue la que pidió el allanamiento a Azul por tema violación y está con tema de la operacion Océano“, en referencia a la operación judicial que investigaba a una gran cantidad de dirigentes políticos por pedofilia.

Le tiré a matar hoy y se cagó. Entendió el msj. La que sigue es Ghione. Si hay una lógica se la tendrían que dar a ella”, y sumó: “Ghione es mi amiga”. “Ojalá”, respondió el entonces senador que terminó renunciando por esta causa.

Al día siguiente, el 31 de marzo, se concretó lo que Iturralde esperaba y el caso pasó a manos de Ghione. “Se lo dieron a Alicia Ghione. Me acaba de llamar. Me pidió tu número”, le escribió a Penadés, que le respondió: “Ok. Gracias. Muy buenas tus declaraciones. Gracias”.

Iturralde continuó: “Las merecés y más”, y en un segundo mensaje apuntó contra el fiscal de Corte: “Gómez entendió clarito las referencias a Fiscalía en las declaraciones mías. Es un gran cagón y sabe bien que Alicia es nuestra porque yo hablé mil veces con Jorge Díaz que la tenía sumergida. Hay que presionarlo. Hay que empujarlo, que se caga y se va”.

Iturralde presentó su renuncia días después de que trascendieran los chats, pero llevaba años siendo denunciado por este tipo de manejos. El dirigente tiene antecedentes de apretar militantes de derecha dentro del Partido Nacional, para bajarles el perfil y promover una línea más progresista dentro de la agrupación política que maneja actualmente el gobierno.

El caso más paradigmático de esto es el de la militante Stephanie Magliano, que fue amenazada por Iturralde de ser expulsada del Partido al difundirse un audio de ella en el cual hacía mención a un relato del hijo de Gutiérrez Ruiz, un uruguayo exiliado por la dictadura asesinado en Argentina, en la película “Destino Final” sobre la muerte de su padre.

Iturralde es un histórico dirigente del Partido Nacional, perteneciente al wilsonismo, el ala de centro izquierda de esa fuerza política. Fue integrante de la juventud partidaria y ocupó cargos durante el gobierno de Luis Alberto Lacalle (el padre de Luis Lacalle Pou), que gobernó entre 1990 y 1995. Fue diputado y en 2020 pasó a desempeñarse como la máxima autoridad del partido del presidente.

Por su parte, la fiscal Ghione dio declaraciones a los medios a la salida de una audiencia y aseguró que está evaluando “dar un paso al costado” en la investigación del caso Penadés. “Hay determinados límites que son cuando se meten con la vida personal de uno”, expresó.

 

 

Compartir:

Suscribirse

spot_imgspot_img

Popular

Más como esto
Relacionado